sábado, 4 de julio de 2015

Poema del día: "(Quiroga)", de Ricardo Molinari (Argentina, 1898-1996)

El sol venía ardiendo desde el alba y las nubes movíanse perdidas por delante del día,
y los pájaros no volaban.

La sequedad abrasaba el polvo del campo, las piedras, y los despejos
del pastizal seco y brillante.
¡Los barrancones resplandecían sin una lagartija!

Envuelta en tierra, a saltos, venía la galera
del general, por el centro luminoso de la mañana.
Juan Facundo, como un puma dentro de su cuja,
manoteaba sus últimas luces y la sombra de unos marchitos
árboles. ¡Su trance estaba escrito en la falda de un palo!

Y allí, en Barranca Yaco, la desventura le penetró una bala por un ojo todo el vacío.
¡A la muerte se debe ir desnudo!, le sobró su alumbrada ropa,  su chaqueta azul, la lastimada
          espada,
la valentía. Su cara de respeto.
Entre los talas, espinillos, molles y algarrobales,
quedaron unos hombres degollados, y en el camino,
la cabeza rosada de los caballos,
y la incontenible y tranquila noche.

¡Argentina, Argentina!

Ricardo Molinari, incluido en Poesía argentina desde Lugones hasta nuestros días (Editorial Guadalupe, Buenos Aires, 1984, ed. de Héctor Roque Pitt).

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tomo la palabra: