martes, 24 de febrero de 2015

Poema del día: "Ven triste ve tú", de Carlos Edmundo de Ory (España, 1923-2010)

Triste estoy como un cajón vacío
El mutuo sueño de mis ojos rueda
Me acuesto en los valles a ver el tiempo
Agrando con mi cansancio el espacio

El sol todavía me persigue ¡oh dioses!
Sigo ciego y en mis manos mis manos pongo
Deseo conducirme a espaldas de la vida
como un cuerpo que al alma sus horas disminuye

Ven triste ve tú ven y ve solo
Sopla allá en el portal del infinito
La alborada metódica de la existencia sale
No encuentro puro territorio en nada

Un plagado único dolor perdido acude
a la desierta esfera blanca de los misterios
La sed santa la fe secreta roza el ánimo
¡Me asisten seres de fatales alas!

Ni voluntad ni empleo en el celeste fin
Sólo brillos comparten las altas apetencias
Triste sigo lo mismo que el hórreo
abandonado en la tormenta alada

Ven triste ve tú ven y ve solo.

Carlos Edmundo de Ory en Poemas (1969), incluido en Poetas órficos (Huerga y Fierro Editores, Madrid, 2004, ed. de Francisco Ruiz Soriano).

Otros poemas de Carlos Edmundo de Ory y artículos sobre su obra
Fantasías acerca de mi arteLírica absolutaNiveles en el espacioTabletas de oroVen triste ve tú, Vuelven los entes de ficción
*Artículo de Francisco Cenamor sobre Poesía 1945-1969

2 comentarios:

  1. Un poema fuerte, mucha angustia en tus versos, pero asombrosamente bello. Felicitaciones, te sigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un poeta raro del siglo XX, se mantuvo al margen de las corrientes poéticas imperantes. Un abrazo.

      Eliminar

Tomo la palabra: