lunes, 4 de marzo de 2013

Poema del día: "Antonin Artaud", de René Char (Francia, 1907-1988)

No me queda voz para elogiarte, hermano mayor.
Si me inclinase sobre tu cuerpo que la luz va a dispersar
Tu risa me rechazaría.
El corazón entre nosotros, durante lo que impropiamente se llama una bella tormenta,
Cae varias veces,
Mata, excava y abrasa,
Renace más tarde en la suavidad del hongo.
No tienes necesidad de un muro de palabras para elevar tu verdad,
Ni de las volutas del mar para ungir tu profundidad,
Ni de esta mano afiebrada que nos coge por la muñeca
Y con ligereza nos lleva a talar un bosque
Del que nuestras entrañas son el hacha.
Basta.
Regresa al volcán.
Y nosotros,
Tanto si lloramos como si te tomamos el relevo
O preguntamos «quién es Artaud» a esa espiga de dinamita de la que no se desprende ni un solo
          grano,
Para nosotros no ha cambiado nada,
Nada, salvo esta quimera tan viva del infierno que se despide de nuestra angustia.
1948

René Char en Indagación de la base y de la cima (1952-1960) (Ediciones Árdora, Madrid, 1999, trad. de Jorge Riechmann).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tomo la palabra: