martes, 12 de abril de 2016

Poema del día: "Plus ça change...", de Philip Whalen (Estados Unidos, 1923-2002)

Qué haces?

            Estoy calculando fríamente.

No te he pedido una descripción.
Dime qué vamos a hacer.

            Eso es lo que estoy calculando fríamente.

Mejor hubieras dicho "tramando” o "urdiendo”
Nunca podrías calcular sin una máquina.

            Entonces estoy incubando. Pronto
            Saldrá del cascarón una trama.

A quién tratas de engañar?

            Sé bueno.

                       (SILENCIO)

Escucha. Hagamos lo que hagamos a partir de ahora
Por el amor de dios no nos miremos
Mantengamos los ojos cerrados y las luces apagadas—
No nos importará tocarnos si no tenemos que vernos.

            No tendré en cuenta esas plumas ridiculas.

Di lo que te dé la gana, nosotros nos lo buscamos
Pero nadie se molestará en mirar.

            Quién iba a reconocernos?

Haremos como que estamos acostumbrados.
(Cuidado con esa maldita cola!)
Baja la persiana. Apaga la luz.
Cierra los ojos.

                       (SILENCIO)

No hay una explicación convincente.
Puedes seguir hablando hasta que te aburras

            Crees que podría aburrirme todavía más?

Venga, no gastes saliva, tienes que calmarte

            Podrías acercarme un poco más el jibión?

Ah bueno, hasta los perfumes de Arabia

            Cálmate. Ah! Pipas!

Podrías escucharme, por favor? Estoy intentando
Sugerir algo razonable. Te importa?

            Por supuesto que no. Y qué deberíamos decirle a los niños?

                                                                                                     28:IX:53
                                                                                                     I:II:55

Philip Whalen en Cualquier día (Selección de poemas) (Varasek Ediciones, Madrid, 2015, selec. y trad. de Andrés Fisher, Benito del Pliego y Marcos Canteli).

Otros poemas de Philip Whalen
Al final de la tardeCaléndulasJapanese tea garden Golden Gate Park en primaveraPlus ça change...Un rico interior, a la manera de Thomas Mann

2 comentarios:

  1. ¿Qué vamosa decirle a los niños?
    Nos creen a piés juntillas.
    De ahí la perplejidad
    ante esta forma
    de huir de los espejos.

    ResponderEliminar

Tomo la palabra: