viernes, 28 de marzo de 2014

Poema del día: "Tres otoños", de Anna Ajmátova (Rusia, 1889-1966)

Simplemente me son indistintas las sonrisas del verano,
Y no busco misterio alguno en el invierno,
Pero he observado casi sin equivocarme
Tres otoños en cada año.
El primero es un desorden de la fiesta
A despecho del verano de ayer,
Vuelan las hojas como pedazos de un cuaderno;
Todo es húmedo, abigarrado y claro.
Los abetos son los primeros que entran en la danza,
Echando sobre sí un transparente adorno,
Sacudiendo de prisa las lágrimas momentáneas
A una vecina detrás de la cerca.

Así sucede apenas comienza el relato...
Un segundo, un minuto, y he aquí
Viene el segundo, sin pasiones, como la conciencia,
Oscuro como un ataque de aviones.
Todos en seguida parecen más pálidos y mayores.
Está saqueada la comodidad del verano,
Y de las trompetas de oro las marchas lejanas
Entre una neblina olorosa flotan.

Por las frías olas de su incienso
Está cerrada la bóveda alta;
Pero se esforzó el viento, se abrió el espacio y entonces
Se hizo comprensible a todos: termina el drama,
Y esto ya no es el tercer otoño, sino la muerte.

1943

Anna Ajmátova, incluido en Antología poetas soviéticos (Editorial AHR, Barcelona, 1968).

Otros poemas de Anna Ajmátova
Abúlicos piden clemencia...Apretó las manos bajo el velo oscuro...Bocetos de Komarovo, Cruz  (8), DedicatoriaEn lugar de prefacioEpílogo (II), La sentenciaTodo esto solamente tú lo adivinarás...

1 comentario:

Tomo la palabra: