domingo, 21 de noviembre de 2010

Poema del día: "Del negro hollín", de Yalal ad-Din Muhammad Rumi (Afganistán, Persia, 1207-1273)

¿Dónde quedó la promesa de anoche?
¡La has roto esta mañana!
¿Por qué habría de preocuparme?
Puedo conquistar el mundo en un instante,
con una sonrisa puedo curar un corazón destrozado.

Corazón mío,
realiza tus deseos,
preparados están los dones,
brazos abiertos espera el Rey,
y la luz de Su Rostro
sobre ti brilla.

Nunca oí a un rey decir:
«Espera hasta mañana
y te lo daré todo.»
¿Acaso fue jamás tenue
la luz de la luna llena?

¿Dónde están los favores?
¿Dónde los hombres sabios?
¿Dónde las puertas abiertas?
¿Dónde el Revelador de los Secretos?
Ésta es la respuesta: «Justo aquí!»
Están aquí, desde el principio hasta el fin,
por ello se dijo siempre:
«Tú eres lo que buscas.»

Ya he hablado bastante.
He muerto a los pies del Amado.
No, me equivoco:
Jamás puede morir quien obtiene
su vida a través de Él.

Cuando el reflejo del Rey danza en la tierra,
cobran vida barro y piedras,
ríe el frágil árbol,
da a luz la mujer estéril.

Si Su reflejo puede producir todo esto,
¡imaginad qué puede hacer la luz de su Faz!
Él es el brillo de cualquier pensamiento,
la luz que anima las almas todas,
la fuente que otorga toda vida
desde el Sol hasta el cuarto cielo.

Pero sólo cuando se pone en la comida
puede advertirse a qué sabe la sal.

¡Qué maravilla!
El Amado está enamorado del amante.
¡Qué milagro!
Del negro hollín crece un paraíso.

Yalal ad-Din Muhammad Rumi, incluido en En brazos del amado. Antología de poemas místicos (EDAF, Madrid, 2006).

Otros poemas de Yalal ad-Din Muhammad Rumi
Alma de las almas..., Del negro hollínLa faz de tu religión...La nube negraLlamé a la puerta...,  No quiero saber...Pasea junto a mi tumba...Trucos de amorVuelve a nosotros (fragmento)

2 comentarios:

  1. "¿A qué sabe la sal, amante amado?" ¡Que buen poema!

    ResponderEliminar
  2. Rumi es un clásico de la poesía mística. Lo que no tengo muy claro es si la traducción es la mejor, pues está traducido del inglés.

    ResponderEliminar

Tomo la palabra: