martes, 12 de enero de 2010

Poema del día: "Poeta", de Ángela Figuera Aymerich (España, 1902-1994)

Más de un día me duele ser poeta. Me duele
tener labios, garganta, que se ordenan al canto.

Es tan fácil vivir cuando sólo se vive
mudo y simple, esquivando la pesquisa y el vértigo.

Pero aquel que es poeta ni en mitad del tumulto
ni emboscado en la orilla logrará su descanso.

Porque el ojo sin párpado no consigue la noche
y en acecho infinito se le enciende y afila.
Porque todo el misterio, despeñada gaviota,
le golpea el cantil de las sienes desnudas
y, en la boca, transidas de belleza imposible,
las enormes palabras se le agolpan y enredan.

Porque vive y lo sabe. Porque muere y lo sabe.
Pero el grito convulso de su vida y su muerte
es halcón insumiso que las nubes devoran.

Océanos, ciclones, bosques, astros habitan
en el ámbito estrecho que su cráneo circunda.
Olas, aves, raíces, pulsaciones, acordes,
por la red de los nervios se le enroscan vibrando.

¡Qué avidez de contornos le agudiza los dedos!
¡Qué avidez de caminos le estremece las plantas!
En el pecho le crece su imperioso destino.

Y, ni dentro ni fuera, en la fina tangente
que tan sólo en un punto a lo cierto se ajusta,
solitario y alerta, desvelado o sonámbulo,
el poeta mantiene su equilibrio difícil.

Ángela Figuera Aymerich en Los días duros (1953), incluido en Obras completas (Ediciones Hiperión, Madrid, 1986).

7 comentarios:

  1. Es una definición un tanto épica, pero interesante.

    ResponderEliminar
  2. EL POETA VIVE Y SE EXPRESA A TRAVÉS DEL SENTIMIENTO EXISTENCIAL QUE LO RODEA.

    ME GUSTA LA ENERGÍA QUE DESPRENDE ESTA POESÍA.

    UN ABRAZO ESTIMADA ANGELA...

    ResponderEliminar
  3. Muy interesante este poema y este enlace, la olvidada Angela, gracias Francisco por traerla, tengo en mi recuerdo su poema "No quiero" que tambien es muy actual y muy nuestro.
    un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Me gusta mucho Ángela, la sensibilidad con la que escribía. Tengo unos cuantos poemas más suyos si los buscas en el Catálogo de poetas y poemas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Estoy disfruntando como una niña pequeña con este blog. Me encanta la selección, aire fresco para mi vocación de eterna aprendiz. Maravilloso descubrimiento.
    Una sensibilidad exquisita la del poema que duele pero sin el que la vida no es vida...

    ResponderEliminar
  6. Precisamente pensando en quienes escriben y quieren seguir aprendiendo de quienes escribieron antes que nosotros (lo que es nuestra mejor manera de homenajearles) fui creando este catálogo.

    Un abrazo, María.

    ResponderEliminar

Tomo la palabra: